Los Redskins de Washington dieron hoy un paso firme hacia la fase final de la Conferencia Nacional (NFC) al vencer a domicilio por 21-38 a los Browns de Cleveland.

La baja por lesión en rodilla del mariscal de campo novato Robert Griffin III no afectó la organización del equipo pues el joven que le sustituyó, Kirk Cousins, lanzó para 329 yardas y dos pases de anotación y se convirtió en factor ganador del partido.

Para los Redskins (8-6) fue el quinto triunfo consecutivo, su mejor racha triunfal desde el 2007, esta vez liderado por Cousins, que completó 26 de 37 pases y una interceptación.

Cousins conectó con su receptor Leonard Hankerson para sus dos envíos de 'touchdown', el primero lanzando para 54 yardas en el primer cuarto, y el segundo para dos yardas en el tercero.

Los Redskins están empatados en el primer lugar en la División Este de la NFC.

Los Browns (5-9) fueron dirigidos por su mariscal de campo Brandon Weeden, que completó 21 de 35 pases para 244 yardas con un envío de 'touchdown' y dos interceptaciones.