El norcoreano Om Yun Choi estableció el domingo un nuevo récord olímpico en la modalidad de envión dentro de la categoría de los 56 kilogramos al hacer una alzada de 168 kilos, en el levantamiento de pesas de los Juegos de Londres.

Om, quien compitió en el Grupo B que regularmente está destinado para pesistas con registros inferiores en sus alzadas, deslumbró a los asistentes al Excel de Londres, con su récord.

"Estoy muy contento y le doy gracias a nuestro Gran Líder por darme la fuerza de levantar este peso", dijo Om en referencia al fallecido Kim Jong-Il. "Quería competir en el grupo B para hacer una gran alzada y ponerle presión a los demás competidores".

Más tarde, el norcoreano figurará en el Grupo A para definir las medallas. Om terminó como el mejor del Grupo B con 293 kilos totales.