Ciego de Avila desató una ofensiva de 15 hits, incluyendo cuatro jonrones, para apoyar al derecho Osmar Carrero al vencer el domingo 10-2 a Industriales y quedar a una victoria de coronarse campeones del béisbol cubano.

Ciego de Avila se puso arriba 3-1 en la serie final que se decide al primero con cuatro victorias.

Carrero permitió dos carreras y ocho hits al cubrir ocho entradas. El relevista Yadir Rabí sacó los tres últimos outs del encuentro que se jugó en el estadio José Ramón Cepero de Ciego de Avila.

Rusney Castillo bateó dos cuadrangulares, uno solitario en la tercera entrada y otro con dos hombres en base en el séptimo capítulo.

También conectó un hit remolcador de una carrera en el sexto y fue la bujía inspiradora de la poderosa ofensiva avileña.

Raúl González e Isaac Martínez también sacudieron jonrones solitarios, en el primer y cuarto innings, respectivamente

Raiko Olivares llevó dos hombres al plato con un doblete en el segundo episodio, que resultaron las únicas anotaciones de los perdedores.

El quinto juego de la final se disputará el lunes en Ciego de Avila.