El torpedero dominicano Erick Aybar evitó recurrir al arbitraje salarial al aceptar el martes un contrato de 5,075.000 millones de dólares con los Angelinos de Los Angeles.

Aybar era el último jugador que los Angelinos tenían pendiente dentro de un grupo que era elegible al arbitraje.

El dominicano bateó para .279 la pasada temporada en la que fijó récords personal con 10 honrones, 59 impulsadas y 30 bases robadas al disputar 143 juegos con los Angelinos.

También se convirtió en el tercer campocorto de la franquicia en ganar un Guante de Oro. Apenas cometió 13 errores al conformar una dupla con el segunda base Howie Kendrick.

Toda la trayectoria de Aybar en las mayores, que abarca seis campañas, ha sido con los Angelinos.