El cañonero Carlos Bacca hizo el domingo dos goles de penal en la victoria 3-2 del Atlético Junior ante el visitante Once Caldas en la ida de la final del torneo Clausura del fútbol colombiano.

Ante más de 50.000 aficionados en el estadio Roberto Meléndez, Bacca anotó a los 44 y 57 minutos y Vladimir Hernández convirtió el otro tanto a los 53 para que el conjunto "Tiburón" remontara una desventaja de 2-0.

La primera sanción nació de una mano del defensor del Caldas Mauricio Casierra y la segunda de una infracción de David Alvarez contra el atacante Carlos Ruiz.

El volante paraguayo Jorge Daniel Núñez puso arriba a los de Manizales de tiro libre a los 20 minutos y aumentó en un contragolpe a los 40, pero su conjunto no logró contener la reacción del Junior.

Núñez tuvo la oportunidad de igualar a los 84 minutos pero disparó por encima del horizontal.

Caldas terminó con 10 hombres tras la expulsión de Alexander Medina a los 60 minutos por acumulación de tarjetas.

"Tuvimos que remar y remar como en otros partidos, pero con actitud de varones le dimos la vuelta al resultado", declaró Giovanni Hernández, mediocampista del Junior. "La final está abierta".

El cañonero colombiano Teófilo Gutiérrez, jugador del Racing de Argentina, animó a sus excompañeros del Junior, el equipo de sus amores.

La vuelta se disputará el miércoles en el estadio Palogrande de Manizales. Junior necesita un empate para llevarse su octavo título, mientras que el Caldas debe ganar por dos goles. Si vence por uno, la definición irá a los penales.