El entrenador del Málaga español, Manuel Pellegrini, afirmó que en el futuro le gustaría dirigir la selección de Chile, aunque quiere quedarse en el equipo andaluz por lo menos hasta 2015.

"Cuando vuelva a Chile y si está la posibilidad de trabajar a nivel de selección nacional, me encantaría entregar mi experiencia. Me gustaría dirigir un Mundial con Chile, pero no es una exigencia personal", dijo el técnico en una entrevista con el diario chileno La Tercera.

En ese sentido, Pellegrini dijo que "estaría contento" si al actual seleccionador de Chile, el argentino Claudio Borghi, le van bien las cosas y sigue al frente de la Roja en 2015.

También habló del argentino Marcelo Bielsa, antecesor de Borghi en la selección y actualmente en el banco del Athletic Club de Bilbao, y consideró que fue un "error" dejarlo abandonar el combinado chileno porque estaba realizando un trabajo "muy productivo".

En otra entrevista al diario El Mercurio, Pellegrini aseguró que quiere cerrar su periplo por equipos europeos en Málaga, de donde no tiene pensado moverse antes del 2015 "aunque llegue una oferta de cualquier equipo del mundo".

"Es una de las mejores decisiones que pude haber tomado: llegar en este momento, con una calidad de vida importante, con un proyecto de fútbol importante. Soy feliz en todos los aspectos", indicó Pellegrini.