Vicente Del Bosque, seleccionador español, quiso dejar claro que sus jugadores saldrán a ganar a República Checa y Escocia, pese a tener ya la clasificación matemática a la Eurocopa 2012, y aseguró que "lo peor" que pueden hacer en encuentros que condicionan el segundo puesto "es jugar sin espíritu competitivo".

"Somos buenos profesionales y deportistas, por nuestro interés de defender a nuestra selección y porque somos árbitros de la clasificación de ambos, de checos y escoceses. No hay lugar a la duda. Lo peor que puede hacer la selección es jugar sin espíritu competitivo. Así difícilmente podría jugar bien", afirmó el seleccionador en rueda de prensa en el hotel de concentración en Praga.

Quiso quitar hierro Del Bosque a la situación que se ha creado con David Silva. El futbolista canario aseguró que no siente la confianza del seleccionador, que respondió señalando a su entorno como culpable de sus declaraciones.

"No he tenido ocasión de hablar con él pero no creo que sea necesario porque no ha habido un problema grave. Solo ha tenido una opinión de una situación que considera injusta pero no creo que se haya metido contra mi y contra los compañeros", manifestó.

Del Bosque destacó el regreso a la selección de Carles Puyol. "Es una alegría que pueda volver a jugar con nosotros y volver a una convocatoria".

Y a su vez recupera a Gerard Piqué, los dos listos para ser titulares. "Son una pareja que se entienden perfectamente. No tienen por qué perder compenetración en el tiempo que ha estado inactivo Carles. Lo ideal es que vuelvan a jugar en su club y con nosotros. Hasta la Eurocopa quedan muchos meses. Esperaremos para decidir en función de las condiciones en la que lleguen".

Para el encuentro ante la República Checa confirmó Del Bosque que Villa podrá estar en condiciones tras retirarse ayer del entrenamiento antes de tiempo. "Fue por precaución. Los médicos lo dijeron y preferimos que no completara todo el entrenamiento. No tendrá problemas para entrenar hoy y jugar mañana".

Por último, dedicó elogios a su próximo rival, la República Checa. "Tengo buena consideración de la República Checa. Nos hicieron sufrir mucho en Granada y ante Escocia hicieron muy buen partido. De medio campo hacia arriba tienen jugadores de mucha rapidez y buena técnica", sentenció.