El Peñarol se ubicó en solitario en el liderazgo del Torneo Apertura uruguayo tras golear por 0-4 al River Plate, que partía como segundo, en un partido que sirvió para proclamar a los 'carboneros' como el rival a batir en el campeonato.

De la mano del brasileño Joao Pedro, que anotó dos goles y participó en la construcción de los otros dos, el Peñarol dio una lección de fútbol y de poderío ante uno de sus rivales por el campeonato y hasta la fecha el único equipo junto a los carboneros y Nacional que no conocían la derrota en el torneo.

El partido no tuvo color desde el principio y solo la buena actuación del guardameta del River, Fernando Laforia, evitó una victoria más abultada de los 'mirasoles', que dejó muy atrás las dudas surgidas en el equipo tras la sorpresiva marcha del entrenador Diego Aguirre hace tres semanas.

En el polo opuesto se situó el Nacional, que cayó por 1-0 ante el último, Bella Vista, que jugó mejor y supo controlar en todo momento al equipo dirigido por Marcelo Gallardo, que perdió mucho crédito tras la derrota y eliminación del equipo en la Copa Sudamericana durante la semana.

Con este resultado, el Nacional quedó además muy lejos en la clasificación por el Apertura.

El Cerro se ubicó en segundo lugar tras ganar por 2-1 contra el Liverpool, manteniéndose a tiro del liderato y por encima del River Plate y el Danubio, que ganó por 1-0 al Cerrito para seguir en la parte alta de la tabla.

El Defensor Sporting siguió con su recuperación tras un flojo inicio de campaña y venció al recién ascendido Rentistas por 1-0 para seguir sumando y trepar en la clasificación, al igual que El Tanque Sisley, que ganó 3-2 a Wanderers para alejarse de la parte baja de la clasificación.

En un duelo entre equipos de mitad de la tabla, el Cerro Largo remontó un 0-2 inicial del Rampla Juniors para imponerse por 3-2 y sumar tres puntos que dejan al equipo cómodo en la zona de tranquilidad.

El Racing y el Fénix cerraron la jornada con un empate sin goles que no sirve a ninguno de los dos equipos, candidatos a pelear por el descenso al final del torneo.