El internacional argentino Franco Jara, futbolista del Benfica, optó por jugar cedido en el Granada, de la Primera División española, para "ganar confianza" en sí mismo y poder regresar al club lisboeta.

En una entrevista al rotativo "Record", el delantero mostró su satisfacción por militar en la máxima categoría española -"es bastante competitiva y muy buena para mí"- y elogió su nueva ciudad.

"Es muy agradable y me siento bastante bien aquí, a pesar de no conocer muchas cosas. En comparación con Lisboa, no creo que sean dos ciudades muy diferentes", apreció el futbolista, de 23 años.

Franco Jara, que fue contratado en 2010 a cambio de 5,5 millones de euros procedente del Arsenal de Sarandí argentino, fue cedido esta temporada al Granada -sin opción a compra- para ganar rodaje en el fútbol europeo.