El Bayern goleó hoy a domicilio al Kaiserslautern (0-3), con tres goles de Mario Gómez, con lo que asume provisionalmente el liderato, a la espera de lo que haga mañana el Borussia Mönchengladbach ante el Schalke.

El Bayern controló el partido desde el comienzo y ya en los primeros diez minutos tuvo tres claras posibilidades de gol, la más clara de ellas en los pies del capitán Philipp Lahm tras una pared con Thomas Müller.

El primer gol de los bávaros no llegó sin embargo sino hasta el minuto 37, cuando Müller fue derribado dentro del área. Gómez asumió el cobro y no falló.

Luego, el Bayern siguió poniéndole su sello al partido, pese a una buena ocasión que tuvo el Kaiserslautern tras un resbalón del meta Manuel Neuer al tratar de despejar una pelota que no llevaba ningún peligro.

En el 54, otro penalti contra Müller trajo el segundo gol. Esta vez Gómez falló en el cobro pero recogió el rebote y marcó desde corta distancia. El puntillazo llegó en el 69, cuando Müller ganó la raza de fondo por la izquierda y lanzó el pase de la muerte para que Gómez definiera desde seis metros.

El partido más dramático de hoy se saldó con una victoria a domicilio del Colonia sobre el Hamburgo (3-4) en un duelo en que los dos equipos luchaban por salir del sótano de la clasificación.

El Hamburgo se fue en ventaja con un penalti marcado por el croata Mladen Petric en minuto 11. Diez minutos después, Chihi logró el empate con el que los dos equipos se fueron al descanso.

El Colonia había empezado con Lukas Podolski en el banquillo, debido a un problema gripal, pero el jugador entró para el segundo tiempo y, en su primer contacto de pelota, hizo el centro para Novakovic lograra el gol de la ventaja del Colonia.

El Hamburgo reaccionó y logró el empata por intermedio de Rajkovic y luego el gol de la ventaja marcado por el coreano Son que marcó con un remate de zurda al segundo palo tras deshacerse con un regate de Andrezinho dentro del área.

Cuando el partido entraba en la recta final, el Colonia logró volver a darle la vuelta con goles de Clemens en el minuto 85 y de Kevin Mc Kenna en el 88.

El Werder Bremen, mientras tanto, logró un triunfo a domicilio ante el Hoffenheim (1-2) tras remontar, con goles de Marco Arnautovic y Markus Rosenbeger, un tanto de Roberto Firmino.

El Friburgo arrasó al Wolfsburgo con un contundente 3-0 mientras que el Núremberg se impuso por la mínima diferencia al Augsburgo.