El Botafogo, con un gol de penalti del delantero argentino Germán Herrera, derrotó hoy por 1-0 en Río de Janeiro al Atlético Mineiro y avanzó a los octavos de final de la Copa Suramericana de fútbol.

El único gol del partido llegó en el final del primer tiempo, cuando el zaguero Leonardo Silva derribó en el área al atacante argentino, quien fue el encargado de cobrar el penalti y sentenciar así la victoria del equipo carioca.

Botafogo venía de superar por 1-2 al Atlético Mineiro, en un partido en el que uruguayo Sebastián 'el Loco' Abreu, ausente hoy por lesión, tuvo una destacada actuación.

El técnico visitante, Alexis Stival 'Cuca', perdió por lesión en el primer cuarto de hora del partido a Dudú Cearense, uno de los llamados a hilvanar las jugadas de ataque y en su lugar entró el experimentado Mancini.

En el segundo tiempo, para reafirmar el ataque visitante, Cuca envió al terreno de juego al experimentado atacante Magno Alves y al internacional centrocampista Daniel Carvalho, quienes le dieron más movilidad al equipo de Belo Horizonte, pero insuficiente para conseguir la igualdad.

En los octavos de final, el Botafogo se enfrentará al vencedor del duelo entre el colombiano Deportivo Cali ante el ganador de la llave que disputan el también colombiano Independiente Santa Fe y el peruano césar Vallejo..

- Ficha técnica:

1. Botafogo: Jefferson; Lucas (m.72, Alessandro), Antonio Carlos, Fabio Ferreira, Cortés (m.46, Marcio Azevedo); Marcelo Mattos, Lucas Zen, Maicosuel, Felipe Menezes (m.46, Alex); Elkeson y Germán Herrera. Entrenador: Caio Júnior

0. Atlético Mineiro: Renan Ribeiro; Serginho, Leonardo Silva, Réver y Eron; Rycharlyson (m.55, Daniel Carvalho), Felipe Souto, Dudú Cearense (m.15, Mancini), Caio; Jonatas Obina (m.53, Magno Alves) y Guilherme. Entrenadoro: Cuca.

Gol: 1-0, m.45: Germán Herrera.

Arbitro: el brasileño Wilson Seneme amonestó a Fabio Ferreira, Leonardo Silva y Rycharlyson.

Incidencias: partido de la segunda fase de la Copa Sudamericana, disputado en el estado Joao Havelange, de Río de Janeiro. El Botafogo avanzó a los octavos de final.