La 66ta edición de la Vuelta a España regresará al país vasco por primera vez en 33 años.

La tercera carrera grande de la temporada, junto con el Giro de Italia y el Tour de Francia, comienza el sábado con una prueba contrarreloj por equipos en Benidorm y termina 21 etapas y tres semanas después en Madrid.

La prueba de 3.295 kilómetros arranca una semana antes de la fecha usual e incluye rutas más escénicas, con la esperanza de atraer más público. Tres etapas de montaña al final de la segunda semana podrían definir el ganador de la carrera, que incluye al campeón defensor Vincenzo Nibali.

Gran parte de la atención estará en las etapas 19 y 20, cuando la Vuelta entre a la región vasca. La carrera no había pasado por esa zona desde 1978 debido a la inestabilidad ocasionada por el grupo separatista ETA.

"Este regreso está acompañado por grandes expectativas. Euskadi tiene los mejores fanáticos del ciclismo y las mejores historias de ciclismo. El país vasco siempre ha estado ligado a la Vuelta", dijo a la AP el organizador de la carrera, Javier Guillén. "Será muy emotivo regresar allí".

El anuncio en enero de que el clásico del ciclismo español regresaría a la región se produjo después que la ETA anunció una tregua después de 40 años de una campaña armada en busca de la independencia del país vasco.

Ambas etapas en el corazón de la región vasca serán en rutas montañosas. La primera terminará en Bilbao, y la otra será un recorrido de 185 kilómetros desde esa ciudad costera hasta la capital regional Vitoria.

Una de las etapas más difíciles será la 15ta, un trayecto de 142 kilómetros desde Avilés hasta Alto de L'Angliru, uno de los ascensos más difíciles en Europa y que fue incluido en la ruta apenas por quinta ocasión.

"No conozco el Angliru, pero mi compañero Agnoli (Valerio) me dijo que es mucho más difícil que el Mortirolo y el Zoncolan", comentó Nibali. "Eso significa que será la meta más difícil de mi vida. Pero eso no importa, todos tenemos que ascenderlo y todos tendremos que sufrir".

Otros candidatos son Carlos Sastre, Denis Menchov y Bradley Wiggins, mientras que el campeón del Tour, Cadel Evans, y el español Alberto Contador no competirán.