Los Marlins de la Florida decidieron cerrar el sector más alto de asientos de su campo el "Sun Life Stadium" para lo que resta de temporada.

La novena de los Marlins ocupa el último lugar en las Grandes Ligas en asistencia de aficionados a su campo, por lo que el club no ve necesidad de poner a la venta los asientos del segundo nivel del campo.

El equipo indicó que los asientos de ese nivel serán puesto a la venta sólo para determinados juegos, incluyendo el del 28 de septiembre, que será el último que tendrán como equipo local en la presente temporada.

De acuerdo con el equipo, la decisión recortará costos de operación y creará un mejor ambiente entre los asistentes, que estarán más cerca entre sí y en un nivel más cercano al campo de juego.