El abridor Kevin Correia se convirtió en el primer lanzador en la campaña en conseguir ocho triunfos, y llevó a los Piratas de Pittsburgh a una victoria por 8-3 sobre los Mets de Nueva York.

Con su triunfo, los Piratas se hicieron de una marca de 17-14 en juegos fuera de su campo, con lo que igualaron el número total de victorias como equipo visitante que tuvieron en toda la temporada pasada.

Correia (8-4) lanzó seis episodios, permitió seis imparables, dos carreras, dio dos pasaportes y ponchó a cuatro para ganar el partido y sumar su octava victoria.

Mientras que en el ataque el primera base Lyle Overbay y el bateador emergente Xavier Paul remolcaron dos carreras cada uno, mientras que los Piratas consiguieron racimos de cinco y cuatro anotaciones, en los episodios siete y ocho, respectivamente.

La derrota la cargó el abridor Chris Capuano (3-6) en seis episodios, permitió ocho imparables, cinco carreras, dio una base y ponchó a dos.