El aplazamiento de la vista sobre el caso Alberto Contador en el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) ha reabierto las incógnitas sobre el futuro de los títulos que está conquistando el ciclista español desde que dio positivo por clembuterol en el pasado Tour de Francia.

El problema se ha complicado, además, con la advertencia del portavoz de la Unión Ciclista Internacional (UCI), Enrico Carpani, de que, en su recurso, solicitan que se le retiren a Contador todos los títulos conseguidos después del positivo si el TAS sentencia que es culpable.

El TAS anunció el martes que la vista sobre los recursos presentados por la UCI y la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) contra la absolución de Contador por la Federación Española de ciclismo se celebrará del 1 al 3 de agosto, en lugar de las fechas previstas del 6 al 8 de junio.

El Tribunal dijo que aceptaba posponer la vista para dar a las partes "tiempo razonable para preparar su comparecencia" y permitir la intervención de testigos y expertos.

El cambio de fecha supone que la resolución se conozca después del Tour de Francia, que comienza el próximo 2 de julio.

El Comité de Competición de la Federación española exculpó el 15 de febrero pasado a Contador por el positivo del 21 de julio, jornada de descanso en el Tour, atendiendo las alegaciones del ciclista, que atribuyó el positivo a la ingestión de un solomillo de ternera tratado con clembuterol.

Desde entonces, Contador ganó aquel Tour -su tercer título- y luego, después de seis meses de inactividad por estar expedientado, el Giro de Italia, la Vuelta a Murcia y la Volta a Cataluña.

Si es declarado culpable por el TAS, Contador puede enfrentarse a dos años de suspensión y a la eventual retirada de los títulos, como solicitan la UCI y la AMA en su recurso ante el TAS contra la absolución.

En un artículo que publica hoy, "La Gazzetta dello Sport" califica de "inaceptable" que toda una temporada (la de Contador) sea colocada "sub iudice" (pendiente de resolución).

"Tiempos (demasiado largos) y modalidad (mejor una suspensión de la participación en las carreras antes que una victoria sin legitimidad) no nos convencen. Hay algo de injusto en esta justicia", añade el diario, organizador del Giro desde 1909.

El director del Tour de Francia, Christian Prudhomme, lamentó la dilación del caso, ya que deseaba que hubiera una resolución antes del comienzo de la prueba. "Era una cuestión de sentido común, aunque tal parece que era pedir demasiado", dijo.

Por su parte el portavoz de la UCI sostuvo que su organización es consciente de que la justicia, deportiva o no, tiene "tiempos técnicos que pueden parecer extremadamente largos pero que constituyen una garantía de equidad".

Contador, mientras tanto, no ha decidido por el momento si participará en el Tour de Francia, ya que ahora quiere descansar y comprobar sus fuerzas después de conquistar su segundo Giro, una de las ediciones más duras de los últimos años

Preguntado por Efe en una entrevista exclusiva si le resultaría cómodo ir al Tour cuando no sabe si ha ganado definitivamente el de 2010, Contador respondió: "Respecto al Tour del año pasado es mío y no me lo puede quitar nada ni nadie. Que nadie lo dude".

A la espera de la resolución, "La Gazzetta" no tiene duda de que Contador es "el nuevo dueño" de las grandes carreras por etapas, un ciclista que, subraya, ha "tomado lo mejor" de cuatro figuras de la era moderna, como Marco Pantani, Lance Armstrong, Miguel Induraín y Eddy Merckx.