La Justicia colombiana castigará desde hoy hasta con diez años de cárcel los actos violentos cometidos en jornadas de campeonato en los escenarios deportivos o sus entornos, anunció hoy el presidente del país, Juan Manuel Santos.

La penas, que tienen un mínimo de cinco años, podrán llegar hasta diez si las autoridades comprueban que el o los imputados emplearon "artefactos explosivos, elementos incendiarios o sustancias químicas que pongan en riesgo la vida, la integridad personal o los bienes", establece en su texto la denominada Ley del Deporte en Colombia.

"Con esta ley, los violentos lo van a tener que pensar dos veces antes de perturbar el desarrollo de una competencia. Estamos hablando de cárcel de entre uno y cinco años para quienes lancen objetos peligrosos, no sólo dentro de un estadio, sino en cualquier lugar relacionado con el evento deportivo", explicó Santos.

Santos manifestó que las autoridades no pueden "tolerar que el comportamiento violento y peligroso de algunos hinchas convierta a los estadios en campos de batalla".

Matizó que él y su Gobierno creen que "las barras están conformadas, en su mayoría, por hinchas de bien, con una sana pasión por sus equipos" y garantizó que esas barras organizadas "son parte de la solución y no parte del problema".

La Ley del Deporte en Colombia también traza nuevas reglas de juego para la democratización de los equipos de fútbol a través de la venta de paquetes de acciones, y el saneamiento de sus finanzas, todo bajo la premisa de que deben convertirse en clubes deportivos.

Esta Ley sienta a la vez las bases de compromisos firmes de las entidades deportivas con la protección social de sus deportistas.

"No tiene lógica que los deportistas se entreguen en una cancha, por su equipo y por su afición, con los bolsillos y el estómago vacíos", dijo el presidente Santos al declarar la entrada en vigor de la Ley del Deporte.

"Le estamos dando dientes al Estado para hacer el debido control sobre los clubes deportivos. Estamos reivindicando el derecho al trabajo de los deportistas. Estamos generando herramientas para combatir a los violentos", resumió Santos.

Además, dijo que el 20 por ciento de la publicidad estatal se dedicará al fomento del deportes y la cultura en el país.

"Este programa implica una inversión de 70.000 millones de pesos (unos 38,2 millones de dólares) al año, entre otras cosas, para premiar con becas de educación superior a los mejores deportistas en escuelas y colegios de 1.100 municipios y 100 zonas urbanas.