El Consejo de Seguridad de la ONU condenó hoy el ensayo nuclear realizado la pasada madrugada por Corea del Norte y anunció que trabajará de forma "inmediata" para negociar una nueva resolución que incluya "medidas apropiadas" ante la última "amenaza" del régimen de Pyongyang.

"El Consejo condena enérgicamente el último ensayo, una violación de anteriores resoluciones del Consejo que supone una clara amenaza para la paz y la seguridad internacional", dijo el ministro surcoreano de Exteriores, Kim Sung-hwan, quien leyó un comunicado de la presidencia de turno del Consejo, que este mes recae en su país.