El secretario de Defensa de EE.UU., Leon Panetta, afirmó hoy que la falta de información de un ataque "inminente" contra el consulado estadounidenses en Bengasi (Libia) les impidió dar una respuesta militar más rápida.

Panetta señaló que en los meses previos al ataque identificaron 281 posibles amenazas a instalaciones estadounidense en el mundo y aunque Bengasi era una de ellas, ese día "desafortunadamente no teníamos inteligencia o indicaciones específicas de un ataque inminente", dijo ante el Comité de las Fuerzas Armadas del Senado.

Panetta, que compareció para explicar la respuesta que dio el Departamento de Defensa tras el ataque perpetrado el 11 de septiembre de 2012 en el que murieron cuatro estadounidenses, dijo que "sin la advertencia adecuada, no hubo tiempo suficiente, dada la rapidez del ataque, para movilizar a militares".