La eurodiputada española del Partido Popular (PP) Esther Herranz pidió hoy a la Comisión Europea (CE) que ataje "la usurpación" de denominaciones de calidad de vinos europeos por parte de Estados Unidos.

El socio estadounidense considera denominaciones "semigenéricas" las de calidad europeas, entre las que están los vinos españoles de Jerez y Málaga, según la denuncia hecha en el pleno de la Eurocámara por la eurodiputada, que pidió "acciones contundentes" al respecto.

"A pesar del acuerdo vitivinícola alcanzado en 2006 con Estados Unidos, en el que la Unión Europea hizo importantes concesiones en materia de prácticas enológicas, este país no ha realizado ningún esfuerzo contra la usurpación de denominaciones de calidad europeas", explicó Herranz.

La eurodiputada pidió a la CE que "tome cartas en el asunto" y "utilice los medios diplomáticos a su disposición para que Estados Unidos acabe con el uso indebido de ese tipo de denominaciones".

Herranz abogó porque de cara a un futuro acuerdo en la Organización Mundial del Comercio (OMC), se cree un registro de denominaciones protegidas que evite estas usurpaciones.

La europarlamentaria popular lamentó que la CE parezca "estar dispuesta a satisfacer las pretensiones de los productores estadounidenses, resolviendo la cuestión de forma privada con las asociaciones profesionales de Estados Unidos".

En su opinión ese gesto "podría dar lugar al uso generalizado de las menciones tradicionales, provocando un precedente sin igual en el mercado".

Washington y Bruselas mantienen desde hace dos décadas un pulso en materia de denominaciones vitivinícolas, sin que para los productores comunitarios haya habido la necesaria protección para los nombres y denominaciones de calidad de los vinos europeos.