El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, afirmó hoy, en la clausura de la Cumbre Empresarial Celac-UE, que la recuperación de Europa "se nutrirá" del crecimiento de América Latina.

"Europa debe seguir apostando por América Latina, porque su recuperación se nutrirá y tomará fuerza cada vez más de nuestro crecimiento", indicó Moreno.

El presidente del BID, quien asiste en Santiago de Chile a la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) con la Unión Europea (UE), aseguró que "la demanda por los productos de Europa vendrá en gran medida" de la región latinoamericana.

En el discurso que pronunció en la cumbre empresarial que tuvo lugar antes de la de los mandatarios, Moreno enfatizó que la relación debe ser mutua y que Latinoamérica también deberá seguir "nutriéndose" del Viejo Continente.

"Me refiero a ideas y modelos para la integración y desarrollo regional, y para la construcción de instituciones que propicien sociedades más justas e incluyentes", una tarea en la que "Europa se ha convertido en un referente mundial", aseveró.

El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo explicó que, desde su punto de vista, existen oportunidades para "profundizar los lazos" entre ambas regiones.

En primer lugar, Europa puede "contribuir a satisfacer de manera sustantiva" la demanda de "mejores viviendas, mejores servicios y productos en ciudades", que necesitaría una potencial clase media en América Latina, si continúan en el futuro las altas tasas de crecimiento de la última década.

También se refirió a "la internacionalización" y el fortalecimiento de "la productividad de las empresas medianas" y a la necesidad de "cerrar la brecha de talento que registran Latinoamérica y el Caribe".

Además, Moreno dijo que Europa le ofrece actualmente a América Latina "bienes públicos e instituciones que son patrimonio de la humanidad", que esta región "podría adaptar e incorporar a su modelo de desarrollo".

"Latinoamérica sabe que para consolidarse como sociedad de clases medias, debe emular los crecimientos de productividad que han conseguido las economías asiáticas de ingreso medio", concluyó.