Seguidores de candidatos derrotados en los pasados comicios parlamentarios en Jordania protagonizan hoy disturbios en distintos puntos del país para denunciar lo que califican de "fraude", informaron a Efe activistas de la oposición.

Las fuentes explicaron que, después de la oración musulmana del viernes, los partidarios de estos candidatos organizaron protestas en distintos lugares en la provincia de Karak, 120 kilómetros al sur de Ammán, y en las provincias de Irbid y Ramtha, 80 kilómetros al norte de la capital.

Los manifestantes atacaron algunos edificios gubernamentales como el de la gobernación de Karak, afirmaron los activistas, que añadieron que no se han producido víctimas.

Los participantes en las protestas denunciaron que el fracaso de sus candidatos en las parlamentarias, que se celebraron el pasado miércoles 23 de enero, se debe a un proceso fraudulento.

Según los resultados anunciados ayer, la nueva Cámara baja del Parlamento de Jordania estará dominada por diputados de base tribal, tradicional apoyo del rey Abdalá II, aunque la fragmentación del voto dificultará la formación de mayorías.

Los Hermanos Musulmanes y su brazo político, el Frente de Acción Islámica, boicotearon los comicios y descalificaron sus resultados, porque consideran que el Parlamento será incapaz de efectuar las reformas demandadas.