Perú producirá 2,5 millones de toneladas de cobre fino en 2016, un millón más de lo obtenido en 2012, gracias a la ejecución de varios proyectos mineros, afirmó hoy el ministro de Energía y Minas, Jorge Merino.

"El crecimiento de la economía peruana de más de seis por ciento al año se sustenta en la ejecución de muchos proyectos mineros. Esta cifra de 2,5 millones de toneladas de cobre es muy significativa y es la producción mínima que esperamos a 2016", señaló el ministro en declaraciones reproducidas por la agencia oficial Andina.

Explicó que entre los proyectos cupríferos que se desarrollarán figuran Antipaccay, Toromocho, la ampliación de Cerro Verde y Antamina, así como Quellaveco y Michiquillay.

"Además, tenemos el inicio del trabajo de Las Bambas, otros proyecto de mediano tamaño como Constancia, en el Cuzco, y Magistral, en Ancash, y muchos otros que están en plena etapa de exploración para culminar su estudio de factibilidad y empezar la etapa de construcción", señaló.

El ministro recordó que Perú es actualmente el segundo productor mundial de cobre, después de Chile, pero consideró que hacia 2025 o 2030 el país podría alcanzar al país vecino, que produce 5,7 millones de toneladas de cobre al año.

"Tenemos un desarrollo minero impresionante y en cobre esperamos seguir creciendo. Chile tiene yacimientos antiguos y sus exploraciones se hacen en sus mismos yacimientos, Perú tiene proyectos nuevos y áreas nuevas por explorar, por eso sigue siendo atractivo", acotó.

El ministro también dijo que para evitar los conflictos sociales vinculados al desarrollo minero, el Gobierno está trabajando "en forma transversal" con todos los sectores y en diversas zonas del país para mejorar las carreteras, la electrificación e impulsar obras de saneamiento y la construcción de reservorios y canales.

"Esta es la fórmula con la que, finalmente, todos los peruanos podemos combatir la pobreza. Queremos una minería que cuide el medioambiente e incluya a los más pobres", concluyó.