Nicaragua retrasó su celebración del octavo aniversario de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de América (Alba), informó hoy la primera dama y coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, Rosario Murillo.

En lugar de la celebración masiva que había anunciado para la noche de este sábado, el Gobierno decidió transmitir por televisión la conmemoración que se realizará en la Plaza Bolívar, de Caracas.

"Vamos a reprogramar el concierto y las palabras (del presidente) Daniel (Ortega) para el lunes al final de la tarde, de manera que hoy todos estemos conectados con Caracas", anunció Murillo.

Inicialmente, el Gobierno de Ortega había programado un concierto llamado "Celebrando a Chávez: Cantos, vida y esperanza".

El acto de Ortega tenía dos propósitos: conmemorar el aniversario del ALBA y dar muestras de afecto al presidente venezolano, Hugo Chávez, quien convalece de una operación por cáncer.

La ALBA es un proyecto de integración regional impulsado por Cuba y Venezuela en 2004, al que se sumaron Bolivia, Ecuador, Nicaragua, San Vicente y las Granadinas, Dominica, y Antigua y Barbuda.

Desde que Nicaragua se sumó al Alba, en 2007, el país ha recibido 1.944,5 millones de dólares de la cooperación venezolana. El dinero no forma parte del presupuesto nicaragüense.