El Poder Ejecutivo de Perú eliminó hoy la mención a los homosexuales de la norma que estipulaba el despido de los policías que mantuvieran relaciones sexuales y supusieran un escándalo.

Según una fe de errata publicada hoy en el diario oficial El Peruano, se modifica un artículo del reglamento, publicado el martes pasado, en el que se sancionaba con el retiro a los policías que tengan "relaciones sexuales con personas del mismo género, que causen escándalo o menoscaben la imagen institucional".

La fe de errata precisa que la norma debe decir ahora que esa sanción corresponde a quienes tengan "relaciones sexuales que causen escándalo y menoscaben la imagen institucional".

También se amplió el castigo de 11 a 15 días de sanción por causar maltrato físico o psicológico a los padres, cónyuge, excónyuge, conviviente, exconviviente e hijos.

La norma generó polémica al ser considerada homófoba por distintos sectores y varios congresistas, incluida la ministra peruana de la Mujer, Ana Jara, la criticaron por discriminatoria y anticonstitucional.

El presidente de Perú, Ollanta Humala, eludió ayer declararse a favor o en contra del reglamento y dijo que, mas bien, "habría que preguntarle a la Policía Nacional qué opina, habría que escuchar la opinión de ellos".