La opinión de los ciudadanos sobre la imagen de la Unión Europea ha mejorado notablemente pese a la crisis económica y los ajustes que se están llevando a cabo en muchos países, según un Eurobarómetro publicado hoy por el Parlamento Europeo.

En particular, el 40 % de los europeos tiene una opinión favorable de la UE, frente al 31 % que la tenía en noviembre de 2011, y una mayoría sostiene que pertenecer a la Unión "es una cosa buena", tres puntos más que en la anterior encuesta.

Sin embargo, sigue existiendo disparidad de opiniones sobre si la voz de los ciudadanos cuenta en la UE (54 % responde que no, frente al 42 % que opina lo contrario).

Para el 57 % de los entrevistados, votar en las próximas elecciones europeas, que tendrán lugar dentro de dos años, es la mejor manera de que se escuchen sus opiniones.

Más de uno de cada dos encuestados (54 %) afirma que estaría más interesado en votar en esos comicios si cada partido europeo pudiera presentar un candidato al puesto de presidente de la Comisión Europea, que sería elegido por la Eurocámara después de los comicios de junio de 2014.

Sobre las prioridades políticas, el 72 % dice que la lucha contra el desempleo debe figurar como el principal objetivo frente a la crisis.

El Eurobarómetro se realizó a partir de entrevistas realizadas el pasado junio a más de 26.500 ciudadanos de toda la UE.

El presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz, señaló que la actual crisis económica y financiera demuestra que la UE necesita "soluciones a nivel supranacional" y añadió que los ciudadanos son conscientes de que para ello hace falta un proyecto europeo, ya que no bastaría con las medidas individuales de un Estado miembro.