El Gobierno brasileño utilizará sus aviones para transportar a delegaciones de diez países del Caribe y África que asistirán a la Conferencia de la ONU sobre Desarrollo Sustentable Río+20, informaron hoy fuentes oficiales.

Según un comunicado del Ministerio de Defensa, los aviones de la Fuerza Aérea Brasileña al servicio del Gobierno se ocuparán del traslado de las delegaciones de Barbados, Granada, San Cristóbal y Neves, Antigua y Barbuda, Dominica, Liberia, Cabo Verde, San Tomé y Príncipe, Malaui y Sierra Leona.

En lo que ese despacho ha bautizado como "Operación Río+20", serán utilizados cuatro aviones fabricados por la empresa brasileña Embraer, uno del modelo 190 y otros tres del tipo Legacy, precisó el comunicado.

En la Conferencia Río+20, que se celebrará en Río de Janeiro entre los próximos días 20 y 22, organizada en conjunto por la ONU y Brasil, se espera la asistencia de delegaciones de por lo menos 176 países, de los cuales cerca de un centenar estará representado por sus jefes de Estado y de Gobierno.

La cita ha sido convocada veinte años después de la Cumbre de la Tierra (Eco92), celebrada también en Río de Janeiro, con la meta de promover un debate global sobre la necesidad de diseñar políticas de desarrollo menos agresivas con el medioambiente.