El presidente de Perú, Ollanta Humala, aclaró hoy que no es "etnocacerista", una ideología política creada por su padre, Isaac, y seguida por su hermano preso, Antauro, después de que otro de sus hermanos, Ulises, afirmase que la opinión pública aplaudiría al mandatario si decide cerrar el Congreso.

Humala hizo la precisión durante la ceremonia de inauguración de la 67 asamblea general de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), en la que también se quejó de que fue prejuzgado por ciertos sectores de la prensa peruana.

"En mi corta vida política y, sobretodo, al inicio ha sido una relación tensa con determinados sectores de la prensa, pero quiero demostrarle a ellos que me prejuzgaron y que se equivocaron", dijo el jefe de Estado.

Al aclarar que no es "etnocacerista", una ideología que promueve el nacionalismo etnocéntrico, Humala puso distancia de las ideas apoyadas por su padre, Isaac Humala, y su hermano Antauro, líder del Movimiento Etnocacerista, preso por encabezar un levantamiento contra el expresidente Alejandro Toledo en 2006.

Otro hermano del mandatario peruano, Ulises Humala, ha sido recientemente nombrado miembro del directorio de una empresa prestadora de salud (EPS) y ofreció anoche una entrevista a un canal local sobre los escándalos en torno a la conducta de algunos congresistas.

En esas declaraciones televisadas, Ulises Humala dijo que "si el presidente decidiera cerrar el Congreso, la opinión pública lo va a aplaudir".

"Cada vez estamos con un Parlamento peor. Me da la impresión de que este es peor que el anterior", añadió Ulises Humala.

El partido del mandatario peruano, Gana Perú, tiene 47 escaños de los 130 que conforman el Parlamento y varios de sus legisladores están siendo investigados por presuntos malos manejos y denuncias de corrupción.