El Salvador solicitó a Estados Unidos una nueva prórroga del Estatus de Protección Temporal (TPS), que permite trabajar en ese país a más de 200.000 salvadoreños, informó hoy la Cancillería.

El canciller salvadoreño, Hugo Martínez, formalizó la petición este lunes en Washington ante la secretaria de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Janet Napolitano, según indicó un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores de El Salvador.

Martínez "hizo (...) una petición para que los salvadoreños que se encuentran amparados bajo el Estatus de Protección Temporal (TPS, por su sigla en inglés) obtengan una nueva prórroga", precisó.

El funcionario había adelantado el fin de semana, en una reunión con la colonia salvadoreña en Maryland (EE.UU.), que se hacían "gestiones" para la renovación del TPS.

Unos 217.000 salvadoreños están acogidos al TPS, cuya séptima ampliación, de 18 meses, vence el 9 de marzo de 2012.

El TPS fue otorgado por el expresidente estadounidense George W. Bush para beneficiar a los inmigrantes salvadoreños indocumentados luego de que a principios de 2001 dos terremotos sacudieron El Salvador.

Martínez también se reunió ayer en Washington con el subsecretario de Estado de la Oficina de Antinarcóticos y Aplicación de la Ley (INL), William Brownfield, según el comunicado de la Cancillería salvadoreña.

Ambos funcionarios, añadió, "avanzaron en el seguimiento a la Estrategia de Seguridad de Centroamérica", para cuya financiación Estados Unidos, otros países y organismos internacionales se han comprometido a aportar unos 2.000 millones de dólares.

Según el boletín, "en su encuentro con el canciller salvadoreño, Brownfield reiteró su confianza al Gobierno de El Salvador y afirmó que está satisfecho por cómo el país está realizando esfuerzos para combatir el narcotráfico y el crimen organizado".

El Gobierno estadounidense incluyó a El Salvador y Belice, por primera vez, en la lista de países que son grandes productores o territorios de tránsito de drogas, divulgada el pasado día 15.

Sin embargo, la Cancillería subrayó que "Brownfield matizó el carácter de la inclusión de El Salvador en la lista".

"Estamos contentos y entusiasmados con todos los esfuerzos unilaterales que El Salvador hace en la lucha contra el narcotráfico, y vemos con mucho optimismo los resultados que El Salvador puede obtener en esta lucha", señaló el funcionario estadounidense, de acuerdo con el comunicado.

Agregó que Martínez y Brownfield también dialogaron sobre el cronograma de la iniciativa Asocio para el Crecimiento, que Estados Unidos impulsa para ayudar al desarrollo de cuatro países pobres, uno de ellos El Salvador.

El canciller salvadoreño también se reunió ayer en Washington con el asesor de la Casa Blanca para temas de Seguridad, Dan Restrepo, según el comunicado, que no dio detalles del encuentro.

Martínez se encuentra en Estados Unidos desde la semana pasada y entre otras actividades asistió a la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Además, en vista de que El Salvador ocupa la presidencia semestral del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), encabezó el bloque de cancilleres de la región en el encuentro celebrado el viernes con la secretaria de Estado de los Estados Unidos, Hillary Clinton, y representantes de otros países, en el que analizaron la Estrategia de Seguridad Centroamericana.