El exmandatario Arnoldo Alemán, candidato opositor a la Presidencia de Nicaragua, retó hoy al gobernante y candidato a la reelección, Daniel Ortega, a medirse en un debate público con miras a los comicios del 6 de noviembre próximo.

Alemán (1997-2002), aspirante a la Presidencia por la alianza Partido Liberal Constitucionalista (PLC), desafió además a un debate a su consuegro Fabio Gadea, candidato presidencial por la opositora alianza Partido Liberal Independiente (PLI), durante la apertura de su campaña en el municipio de Matiguás, provincia de Matagalpa (norte).

"Desde estas montañas reto a Daniel Ortega para que discutamos y debatamos" en público, señaló Alemán en un discurso transmitido por la radio La Poderosa, afín al liberalismo.

"Sí, no tengas miedo, no te escudes detrás de Rosario" Murillo, primera dama, jefa de campaña de los sandinistas y quien ejerce el 50 por ciento del poder en Nicaragua delegado por Ortega, remarcó el exmandatario.

El aspirante opositor, quien marcha en tercer lugar en preferencias, también retó a su consuegro Gadea, quien está en segundo lugar en la intención de votos, según las encuestas, detrás de Ortega, a participar en ese debate electoral.

"No tenga miedo, venga, debatamos. Salga de las enaguas y de las espaldas de Eduardo (Montealegre) y Edmundo Jarquín y debatamos", desafió Alemán a Gadea.

El exmandatario aludía a Jarquín, un disidente sandinista que es candidato a la Vicepresidencia por la alianza PLI y coordinador del programa de gobierno de esa coalición, y a Montealegre, actual diputado y candidato a reelegirse en el cargo, que fue el segundo candidato presidencial más votado en los comicios generales de 2006, que ganó Ortega.

Según Alemán, de 65 años y que fue sobreseído hace más de dos años de una condena a 20 años de cárcel por fraude y otros cargos de corrupción dictada en 2003, los nicaragüenses "no quieren más de lo mismo".

Sostuvo que el colectivo que lidera tiene capacidad, experiencia y organización para gobernar.

En su discurso dijo que está a favor de la penalización de cualquier aborto y prometió, en caso de ganar, generar un millón de nuevos empleos.

También reafirmó que Ortega no puede ser candidato presidencial porque la Constitución no se lo permite.

Ortega aspira a continuar en el poder por cinco años más pese a que existe una norma constitucional que prohíbe la reelección inmediata, que, sin embargo, fue declarada inaplicable por magistrados oficialistas de la Corte Suprema de Justicia.

Diversos sectores políticos acusan a Alemán de mantener un pacto secreto con Ortega, que permitiría a ambos repartirse las instituciones del Estado.

Alemán disputará la Presidencia con Ortega y con su consuegro Gadea, un empresario de radio y diputado del Parlamento Centroamericano (Parlacen), quien sostuvo este domingo un encuentro con miles de jóvenes en un hotel de Managua.

Además, aspiran a la Presidencia el diputado liberal disidente y exdirigente de la "Contra" Enrique Quiñónez, por el partido Alianza Liberal Nicaragüense (ALN), y el académico Roger Guevara por una coalición de pequeños partidos encabezada por la Alianza por la República (APRE).

Según los liberales, unas 70.000 personas acudieron a la apertura de campaña de Alemán, que fue el principal orador junto con el diputado y excanciller Francisco Aguirre Sacasa, aspirante a la Vicepresidencia por ese colectivo.

En los próximos comicios unos 3,3 millones de nicaragüenses, en su mayoría jóvenes de entre 16 y 35 años, elegirán para un período de cinco años -que iniciará el 10 de enero de 2012- al próximo presidente y vicepresidente, 90 diputados al Congreso y 20 al Parlacen.