El índice de aprobación personal de la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, se sitúa en 70,2 %, según una encuesta difundida hoy por el Instituto Sensus, que también reveló que el 49,2 % considera a su Gobierno "óptimo" o "bueno".

El sondeo fue encomendado por la patronal Confederación Nacional de Transporte (CNT) y es el primero que realiza Sensus en relación a Rousseff y su Gobierno.

Los resultados son similares a los de una encuesta que la semana pasada presentó el instituto Ibope, que le atribuyó a la jefa de Estado una tasa de aprobación personal del 67 %, que en el caso de su Gobierno se situaba en un 48 %.

De acuerdo al estudio de Sensus, así como 49,2 % de las personas consultadas consideró al Gobierno de Rousseff "óptimo" o "bueno", un 37,1 % lo calificó de regular, un 4,3 % lo tildó de "ruin" y para un 5 % es "pésimo".

Sensus preguntó también sobre el impacto que diversos casos de corrupción destapados en las últimas semanas pudieran tener en la imagen de Rousseff, quien asumió el poder el pasado 1 de enero.

Según el 62,9 %, esas denuncias no afectarán en nada a la jefa de Estado, que para un 25,7 % sí sufrirá en términos de popularidad y de apoyo.

En lo económico, el 79,2 % de los entrevistados dijo aprobar la forma en que el Gobierno se comporta en relación a la crisis global, que fue criticada por un 13,6 %.

Sensus explicó que la encuesta, que tiene un margen de error del 2,2 %, fue realizada entre los pasados 7 y 12 de agosto, período en el que fueron consultados 2.000 electores de 136 municipios de todas las regiones del país.