El alcalde de Buenos Aires, Mauricio Macri, será reelegido el próximo domingo en la segunda vuelta con una ventaja de entre 20 y 35 puntos porcentuales respecto al senador peronista Daniel Filmus, el candidato del Gobierno de Cristina Fernández, según varias encuestas difundidas hoy.

Todos los sondeos coinciden en augurar un holgado triunfo de Macri, líder de la conservadora Propuesta Republicana (Pro), aunque difieren en la diferencia que le sacará a su rival, al que se impuso por casi 20 puntos en la primera vuelta celebrada el pasado día 10.

Según la consultora Poligarquía, el actual jefe del Gobierno porteño reúne una intención de voto del 52,1 por ciento frente al 32,8 de Filmus, con un 14,1 por ciento de indecisos o votos en blanco, mientras que Management & Fit prevé una ventaja porcentual de 35,6 puntos para el alcalde.

En la primera ronda electoral, Macri obtuvo el 47,08 por ciento de los votos, frente al 27,78 por ciento del senador peronista, pero la amplia diferencia no fue suficiente ya que la Constitución municipal establece que el jefe del Ejecutivo debe ser elegido por más de la mitad de los votos en la primera vuelta.

A pesar de estas contundentes cifras, Filmus, del Frente para la Victoria que encabeza Cristina Fernández, instó este sábado a los porteños a lograr una "epopeya", al encabezar un festival musical frente al Obelisco, uno de los edificios simbólicos de la ciudad.

"Parece imposible, pero es posible", afirmó.

La campaña se recalentó este jueves con unas serias acusaciones lanzadas por el senador contra el asesor de campaña de Macri, el ecuatoriano Jaime Durán Barba, a quien acusó de idear una "campaña sucia" en su contra para que el alcalde logre la reelección en Buenos Aires.

El candidato peronista denunció que, previo a la primera vuelta del 10 de julio, "cientos de miles de porteños" recibieron llamadas en las que se afirmaba que su padre, Salomón Filmus, un jubilado de 88 años, estaba "en negocios turbios" con Sergio Schoklender, exapoderado de las Madres de Plaza de Mayo envuelto en un escándalo judicial por manejos irregulares en planes de viviendas.

El compañero de fórmula de Filmus, el ministro de Trabajo argentino, Carlos Tomada, aseguró que las llamadas fueron realizadas desde la empresa Tag Continental, fundada por Rodrigo Lugones, director ejecutivo de la consultora política Durán Barba y Asociados.

Las oficinas de Tag Continental, así como las de Connectic, fueron allanadas el jueves por orden del juez federal Ariel Lijo.

Tanto Macri como Durán Barba negaron las acusaciones y denunciaron que "los reyes de la campaña sucia" son los "kirchneristas".