El ministro de Asuntos Exteriores egipcio, Mohamed al Orabi, calificó hoy de "una violación clara de las leyes internacionales" el asalto israelí al barco de la Flotilla de la Libertad "Dignité-Al Karama" (Dignidad), que navegaba hacia Gaza.

Al Orabi afirmó en un comunicado que este asalto "llama la atención de nuevo sobre la miseria de la franja de Gaza, que vive desde hace cinco años bajo un bloqueo israelí duro e injusto", e insistió en la necesidad de que termine este cerco.

El ministro señaló, además, que Israel "asume la responsabilidad total" de la continuación del sufrimiento del pueblo de Gaza.

Asimismo, confirmó que su país continuará su colaboración para aliviar el sufrimiento de este pueblo mediante el envío de ayuda y facilitando el movimiento de los habitantes de Gaza a través del paso fronterizo de Rafah.

El buque francés "Dignité-Al Karama" pretendía romper el cerco de Israel en torno a Gaza para entregar un cargamento de material humanitario.