Las elecciones legislativas de las que saldrá el Gobierno de Portugal encargado de cumplir los estrictos compromisos de su rescate financiero empezaron hoy a las ocho hora local (07.00 GMT) con la apertura de los centros de votación.

Un total de 9,6 millones de portugueses están convocados a las urnas en unos comicios anticipados mas de dos años tras la dimisión del Ejecutivo socialista de José Sócrates, en marzo pasado, por falta de respaldo parlamentario a su cuarto plan de austeridad.

El Partido Social Demócrata (PSD, centro-derecha) es ahora favorito de los sondeos para sucederle en el poder y aplicar las severas medidas de saneamiento financiero firmadas por Lisboa para obtener 78.000 millones de euros de la UE y el Fondo Monetario Internacional (FMI) y escapar al acoso de los mercados de deuda.

Las votaciones en el Portugal continental se prolongan hasta las 19.00 hora local (18.00 GMT), mientras en el archipiélago de las Azores las urnas abren y cierran sesenta minutos después por la diferencia horaria.

Nada más cerrar los colegios de las islas, las cadenas lusas de televisión darán proyecciones sobre el resultado de la votación que acostumbran ser muy fiables.

Las autoridades electorales esperan que el escrutinio provisional esté casi concluido entre tres y cuatro horas después del fin de la votación.