El Gobierno chileno aseguró hoy que es un país "amante de la paz, muy respetuoso de los tratados internacionales y del derecho internacional", en alusión a las declaraciones del mandatario boliviano, Evo Morales, quien dijo que Chile "se ha dedicado al armamentismo militar".

"Lo que sí tenemos como corresponde, y esto es tranquilizador para los chilenos, es que las Fuerzas Armadas se encuentran en su capacidad plena para resguardar nuestra soberanía y la integridad territorial", dijo hoy el ministro de Defensa chileno, Andrés Allamand.

Chile se ha "fijado como país hace mucho tiempo una política defensiva y disuasiva (....) esta capacidad es extraordinariamente positiva desde el punto de vista de la defensa que nuestro país requiere y necesita", precisó en un comunicado Allamand, quien este jueves encabezó un ejercicio conjunto de las Fuerzas Armadas en el desierto de Atacama.

El ministro reiteró, sin embargo, que su país es "claramente" amante "de la paz muy respetuoso de los tratados internacionales y del derecho internacional".

Las declaraciones de Allamand tienen lugar el mismo día en que el presidente Morales pidió al Gobierno de Chile que presentara una "propuesta concreta" para solucionar la demanda marítima de Bolivia.

En un discurso en el Estado Mayor del Ejército, el mandatario boliviano replicó hoy las afirmaciones de su homólogo chileno, Sebastián Piñera, en el sentido de que Bolivia no puede plantear que se revise el tratado de 1904 que delimitó las fronteras entre ambos países, después de la guerra del Pacífico (1879-1883).

"Entendemos que Bolivia tenga una aspiración, pero no puede pretender revisar tratados que llevan más de cien años de plena vigencia", dijo Piñera el pasado lunes.

Ese tratado, replicó hoy Morales, "no trajo consigo la paz ni la amistad" porque Chile no ha respondido hasta ahora a la demanda marítima boliviana y, por el contrario, "se ha dedicado al armamentismo militar en la región suramericana".

"Si el Tratado de 1904 trajo paz, como dice el hermano presidente de Chile, ¿por qué la escalada armamentista constante?. Nos preguntamos y se lo preguntará también el pueblo chileno", cuestionó Morales.

El gobernante boliviano destacó hoy que el derecho internacional "se funda en principios de justicia, equidad y relaciones de armonía, no así en hegemonismo, militarismo, imposición unilateral ni condiciones", lo cual, según el mandatario, ocurrió en 1904.

Asimismo, ratificó que su país presentará una demanda contra Chile en tribunales internacionales, pero "sin abandonar el diálogo", aunque el Gobierno chileno ha señalado que ambas opciones son incompatibles.

Las relaciones bilaterales, que habían experimentado un acercamiento en los últimos cinco años, dieron un giro tras el anuncio de Morales en marzo pasado de que Bolivia llevará ante cortes internacionales su aspiración de lograr una salida al mar.

La reivindicación boliviana ha condicionado desde el siglo pasado los vínculos entre ambos países, que no tienen relaciones diplomáticas a nivel de embajadores desde 1962, con un breve paréntesis entre 1975 y 1978.

Respecto del ejercicio conjunto de este jueves en Atacama, el ministro de Defensa chileno destacó que este "ha permitido constatar en terreno el óptimo nivel" que tienen las Fuerzas Armadas, "su alto nivel de alistamiento y su capacidad de actuar en conjunto".

Los ejercicios se efectuaron en el desierto de Atacama donde se desplegaron más de 5.000 hombres, vehículos motorizados del Ejército, entre ellos los nuevos tanques Leopard 2, aviones caza polivalente F-16 de la Fuerza Aérea de Chile y una unidad de desembarco anfibio de la Armada.