El primer ministro de Tailandia, Abhisit Vejjajiva, anunció hoy la disolución del Parlamento y convocó elecciones anticipadas para el próximo 3 de julio.

Vejjajiva hizo este anuncio en un discurso televisado unas pocas horas después de que el rey Bhumibol Adulyadej ratificara el decreto de disolución y de que el Tribunal Constitucional aceptara la serie de enmiendas introducidas en la legislación electoral a propuesta del Legislativo.

La legislación establece que las elecciones deberán tener lugar después de transcurridos 45 días y antes de que se cumplan 60 días desde la disolución del Parlamento que, según el decreto, será efectiva mañana martes, indicó el portavoz del Gobierno, Panitan Wattanayagorn.

El Gobierno en funciones tendrá poder para imponer medidas de seguridad extraordinarias, entre estas el estado de excepción o la ley marcial, el caso de que considere que la seguridad nacional está amenazada.

Vejjajiva, líder del Partido Demócrata y en el poder desde diciembre de 2008 gracias a una coalición con otros partidos menores, se comprometió a convocar comicios anticipados con la finalidad de solventar la crisis política que Tailandia atraviesa desde el último golpe de Estado.

El actual mandato finalizaba en diciembre de este año.

En 2006, los militares desalojaron del poder al entonces primer ministro Thaksin Shinawatra, quien desde el exilio mantiene un fluido contacto con sus seguidores del Partido Puea Thai (de los tailandeses), al frente de la oposición.

Los comicios tendrán lugar algo más de un año después de las protestas callejeras llevadas a cabo por el frente antigubernamental de los llamados "camisas rojas", y que desataron brotes de violencia que causaron 91 muertos y casi 1.900 heridos en las calles de Bangkok.

Los dirigentes de los "camisas rojas", partidarios de Shinawatra y de su regreso a Tailandia, claman que respetarán el resultado de los comicios mientras no ocurran irregularidades ni se inmiscuya el Ejército u otras instituciones para influir en el sentido del voto.

En dos décadas el Partido Demócrata, que tiene su base de electores en el sur del país en la capital, Bangkok, no ha ganado unas elecciones.

La oposición con el Partido Puea Thai al frente cuenta con el apoyo del electorado de las regiones del noreste norte, de donde procede Shinawatra, condenado en rebeldía a dos años de prisión por un delito de corrupción.

Un sondeo de opinión realizado recientemente por la Universidad de la Asunción, reflejó que un 36 por ciento del electorado apoyaba al Partido Puea Thai, un 34 por ciento a los demócratas y el resto a otras formaciones o no tenían un criterio definido.

Durante las últimas semanas el jefe del Ejército, general Prayudh Chanocha, ha descartado públicamente, en varias ocasiones, un nuevo golpe de estado en respuesta a las afirmaciones de los cabecillas de los "camisas rojas" de que en Tailandia había ruido de sables.

En Tailandia, los militares han dado 18 golpes de Estado desde que en 1932 el país adoptó el sistema de monarquía constitucional.