El fabricante nipón de electrónica Panasonic obtuvo entre octubre y diciembre de 2012 un beneficio neto de 61.400 millones de yenes (489 millones de euros), aunque mantuvo sus perspectivas de fuertes pérdidas para este ejercicio, que en Japón termina el 31 de marzo.

Aunque el dato contrasta con la pérdida de 197.600 millones de yenes (1.573 millones de euros) de un año antes e indica una cierta mejoría en su rendimiento, la empresa de Osaka mantiene su expectativa de registrar unos números rojos en torno a 765.000 millones de yenes (6.089 millones de euros) en el ejercicio 2012.

Pese a que la empresa admitió hoy en un comunicado que hay "signos de mejora" en la economía global y en Japón gracias al reciente abaratamiento del yen, estima que la demanda en el sector de los productos y dispositivos digitales permanece "débil".

Prueba de ello es que sus ventas en el trimestre octubre-diciembre se redujeron un 8 por ciento interanual hasta 1,8 billones de yenes (14.332 millones de euros).

El beneficio operativo de la compañía en esos tres meses mejoró hasta los 34.600 millones de yenes (275 millones de euros), en contraste con la pérdida operativa de 8.100 millones de yenes (64 millones de euros) del mismo trimestre de 2011.

En cuanto a los datos acumulados entre abril y diciembre, Panasonic registró una pérdida neta de 623.800 millones de yenes (4.960 millones de euros), casi el doble que en el mismo periodo de 2011, cuando fue de 333.800 millones de yenes (2.654 millones de euros).

El beneficio operativo en abril-diciembre fue de 122.000 millones de yenes (970 millones de euros), una mejora con respecto a la pérdida operativa de 39.500 millones de yenes (314 millones de euros) del mismo trimestre de 2011.

Durante esos nueve meses de 2012 sus ingresos por venta cayeron un 9 por ciento interanual hasta 5,43 billones de yenes (43.271 millones de euros).

Panasonic destacó que entre abril y diciembre de 2012 las ventas de su rama de audiovisuales, que incluye televisores, reproductores o cámaras, bajaron un 23 por ciento interanual, mientras que las del sector de "Sistemas y comunicaciones", que incluye telefonía móvil o equipos de oficina, disminuyeron 15 por ciento.