El aeropuerto londinense de Heathrow, el de mayor tráfico de Europa, ha cancelado 70 vuelos por las intensas nevadas caídas hoy, que también han afectado los servicios de trenes y autobuses en todo el país.

Según informó hoy Heathrow, las cancelaciones responden principalmente a los problemas en otros aeropuertos del país con vuelos que conectan con el de la capital británica.

Heathrow ha pedido a los pasajeros que se pongan en contacto con sus aerolíneas para conocer la situación de sus vuelos.

El temporal de intenso frío y nieve, que se mantendrá durante todo el fin de semana, está afectando seriamente a los transportes en todo el país, provocando el cierre parcial e incluso total de algunos aeropuertos y líneas ferroviarias.

Los aeropuertos de Cardiff, Bristol y Southampton permanecen cerrados y se están registrando retrasos en vuelos de British Airways (BA) a España desde Gatwick, al sur de Londres, junto a otros destinos europeos del resto de compañías, según la BBC.

Los operadores aéreos han advertido a los pasajeros que viajen desde alguno de los aeropuertos londinenses de que controlen a través de su página web los posibles retrasos que se produzcan durante la jornada antes de salir de casa.

También se ha cortado la línea Eurostar que conecta la capital británica con Bruselas por debajo del canal de la Mancha.

En los desplazamientos internos del país hubo retrasos en hora punta en el metro de Londres, que ya ha puesto en marcha un plan de contingencia, al igual que los servicios de trenes.

Las autoridades mantienen la alerta naranja (que advierte de que solo se tome transporte público si es necesario) debido al mal tiempo hasta las 21.00 GMT de hoy en el oeste y sur de Inglaterra y también en Gales e Irlanda del Norte.

La nieve provocó además el cierre de casi 2.000 colegios en todo el Reino Unido, la mayoría de ellos en Gales, donde 1.100 centros permanecen cerrados hasta el lunes.