El doble campeón del mundo español de Fórmula Uno, Fernando Alonso, su compañero brasileño Felipe Massa y los demás miembros de la escudería Ferrari afrontan esta semana la tradicional reunión de esquí en la estación italiana de Madonna di Campiglio.

Ferrari, único equipo que ha participado en todos los Mundiales de Fórmula Uno desde el origen del campeonato, en 1950, albergará por vigésima tercera vez, en la citada estación de los Dolomitas, este encuentro invernal, que marca el arranque informal de una nueva temporada para los integrantes de la escudería de Maranello.

El 'Wrooom 2013', que se inaugura hoy, lunes, con una cena en el Salone Hofer de esa localidad italiana, se prolongará hasta el viernes y en él participarán también los pilotos de Ducati que competirán en el mundial de MotoGP: el estadounidense Nicky Hayden, campeón del mundo de esa categoría en 2006, y el italiano Andrea Dovizioso, sustituto en esa escudería de su compatriota el mítico Valentino Rossi, nueve veces campeón mundial de motociclismo y único que ha ganado títulos en todas las cilindradas.

Todos ellos podrán deslizarse durante las próximas cuatro jornadas por las pistas de Madonna di Campiglio, una de las perlas del Trentino, antes de competir en la tradicional prueba de esquí, el viernes, día que también tendrá lugar, sobre ruedas y en el lago helado de esa localidad, la 'Challenge Exhibition'.

Entre los descensos, que los periodistas podrán compartir con pilotos, directivos e ingenieros, destaca la tradicional esquiada nocturna con antorchas, célebre desde la época en la que el alemán Michael Schumacher -el "hombre récord" de la F1- pilotaba para la 'Scuderia', para la que conquistó cinco de sus siete Mundiales.

Alonso, que cedió el pasado, por sólo tres puntos, al alemán Sebastian Vettel (Red Bull) -que festejó su tercer título seguido-, y Massa llegan a Madonna procedentes de Brasil, donde participaron en el "Desafio Internacional das Estrelas", una prueba de 'karts' qe tuvo lugar en el parque temático Beto Carrero, en la ciudad balneario de Penha. Organizada por el compañero paulista del doble campeón mundial asturiano y en la que se impuso el francés Jules Bianchi.

En Madonna no todo será esquí y snowboard. Los pilotos y sus directores deportivos ofrecerán tres ruedas de prensa, que arrancan mañana, martes, con la de Hayden y Dovizioso, campeón del mundo de 125 c.c. en 2004.

El miércoles será el turno de los jefes de equipo. El alemán Bernhard Gobmeier -que debuta esta temporada al frente de Ducati- y el italiano Stefano Domenicali -de Ferrari- comparecerán ante los medios de comunicación, un día antes de que lo hagan los dos pilotos de la escudería de Maranello.

El jueves tendrán lugar en Madonna las ruedas de prensa de Massa y de Alonso, que -después de rozar el título en 2010 y 2012- espera que a la cuarta vaya la vencida para ganar su primer título con el 'Cavallino Rampante' en el Mundial que arrancará el 17 de marzo en Melbourne (Australia). El campeón de 2005 y 2006 (con Renault) ansía su tercer título, que sería el decimosexto de un piloto de Ferrari.

Esta escudería presentará a principios de febrero en Maranello su nuevo monoplaza, con el que rodarán del 5 al 8 de ese mes en tierras españolas, en las pruebas de Jerez de la Frontera.

Madonna di Campiglio -cuya cota más baja está a 1.550 metros y la más alta a 2.550- albergó el Mundial de snowboard en 2001 y fue el escenario en el que se conoció, durante la víspera de su conclusión, la descalificación en el Tour de Francia de 1999 -por exceso de hematócrito- del italiano Marco Pantani, cuando éste lideraba esa edición de la principal prueba ciclista del calendario.

Pero sobre todo, es una estación renombrada por la categoría de sus pistas, por la belleza de su entorno y por sus pruebas de la Copa del Mundo de esquí alpino.

En Madonna estrenó su palmarés y logró ocho de las 86 victorias con las que detenta el récord histórico en Copa del Mundo el sueco Ingemar Stenmark. Y aquí triunfaron otros mitos, como los italianos Gustav Thoeni y Alberto Tomba o el estadounidense Bode Miller.

En la estación que alberga el 'Wrooom' no se competía desde 2005 -con victoria del italiano Giorgio Rocca- hasta que el pasado 18 de diciembre ganó, exhibiéndose en la mítica pista Canalone Miramonti, el austriaco Marcel Hirscher, último ganador de la Copa del Mundo y líder de la actual, que ayer domingo festejó otra victoria, en Adelboden (Suiza).

Adrian R. Huber