La Fiscalía de Nicaragua anunció hoy que la Procuraduría General de la República (PGR, Fiscalía) de México envió información sobre las camionetas confiscadas a 18 mexicanos que se hicieron pasar por periodistas de Televisa, y a los que se les incautó 9,2 millones de dólares.

El fiscal nicaragüense Julio Centeno Gómez dijo al Canal 12 de la televisión local que esa documentación la recibió ayer y la misma se la entregó este martes, para su estudio, al inspector general del Ministerio Público, Armando Juárez.

La Fiscalía nicaragüense pidió información a México para determinar si las seis camionetas confiscadas a los mexicanos que se hicieron pasar por periodistas de Televisa, pertenecen o no a esa cadena televisiva.

"La Procuraduría (de México) está dándonos respuesta a la asistencia que hemos enviado en dos ocasiones en el marco de la investigación que se (abrió) por el uso de emblemas y marcas de Televisa en una operación de crimen organizado internacional", dijo, por su lado, a ese mismo canal televisivo Armando Juárez.

Indicó que un equipo de expertos procederá a "darle la utilidad a la información" enviada por México para "determinar si existió o no un vínculo" entre el grupo de mexicanos y Televisa.

O "si fue el uso de los emblemas de Televisa (...) parte de un enmascaramiento de este grupo del crimen organizado internacional", y "si queda a salvo la marca Televisa", agregó.

Los mexicanos, encabezados por Raquel Alatorre Correa, fueron declarados culpables de los delitos de narcotráfico, lavado de dinero y crimen organizado el pasado 20 de diciembre por el juez de Managua, Edgard Altamirano.

Los 18 mexicanos conocerán su sentencia el 18 de enero próximo.

La fiscalía solicitó la pena máxima para los reos, que en Nicaragua son 30 años de cárcel.

Los 18 mexicanos fueron retenidos el pasado 20 de agosto en un puesto de seguridad en la zona fronteriza con Honduras y la Policía nicaragüense halló 9,2 millones de dólares, además de rastros de cocaína, en las seis camionetas en las que se desplazaban y que tenían logotipos de Televisa.

Según la acusación, la banda de mexicanos es un grupo criminal "altamente organizado" dedicado al tráfico de "grandes cantidades" de droga entre Costa Rica y México.

Entre los condenados están Alatorre, quien se hacía pasar como jefa de prensa de Televisa, y también Cecilio López Gutiérrez, supuesto policía municipal de la ciudad mexicana de Durango, según los investigadores.

Durante el juicio, que comenzó el 10 de diciembre pasado, peritos de la Dirección de Investigaciones Económicas de la Policía Nacional afirmaron que Alatorre se habría comunicado con el "Lic. Amador Narcia", que coincide con el nombre del vicepresidente de información nacional de Televisa.

De acuerdo con la Policía nicaragüense, Alatorre se habría comunicado 106 veces con Narcia antes, durante y después de que fuera detenida en Nicaragua.

Según las investigaciones, los mexicanos portaban una carta supuestamente firmada por Amador Narcia para que respaldara la cobertura periodística a los falsos comunicadores.

Juárez dijo que aún está pendiente que la Procuraduría mexicana envíe "la toma de muestra caligráfica" de Narcia.

De acuerdo con la Fiscalía nicaragüense, la empresa mexicana de televisión les solicitó abrir una investigación aparte para saber "si en realidad algún empleado de Televisa firmó o no la carta (de acreditación con la que viajaban)".

Televisa ha negado algún vínculo con los detenidos.