La venta de automóviles nuevos sufrió en Alemania un retroceso interanual del 2,9 % en 2012, informó hoy la Asociación Alemana de la Industria del Automóvil (VDA) desde su central en Berlín.

Los concesionarios vendieron el pasado año en Alemania un total de 3,08 millones de automóviles, frente a los 3,17 millones del año anterior, explicó la VDA.

Tras señalar que el pasado año no se cumplió el pronóstico de venta de un mínimo de 3,1 millones de automóviles nuevos, la asociación destacó que para 2013 se espera un nuevo ligero retroceso en el mercado.

El presidente de la VDA, Matthias Wissmann, comentó que, pese a todo, se superará la cota de los 3 millones de automóviles nuevos a lo largo de 2013.

Finalmente reconoció que la crisis de la zona del euro hace mella en el mercado alemán, donde los consumidores se han vuelto mas reservados a la hora de comprar un vehículo nuevo.