El Banco Central Europeo (BCE) informó hoy de que su vicepresidente, Vítor Constancio, asumirá junto con el luxemburgués Yves Mersch la responsabilidad de la unión bancaria.

El BCE publicó la nueva distribución de responsabilidades en el comité ejecutivo de la entidad monetaria después de que el Ecofin (ministros de Finanzas de la Unión Europea) acordara la creación de una supervisión bancaria unificada.

Junto a sus responsabilidades como presidente del comité ejecutivo y del consejo de gobierno, el presidente, el italiano Mario Draghi, seguirá siendo responsable de Comunicación, Auditoría Interna, Secretariado y Servicios de Idioma.

El portugués Constancio también seguirá siendo responsable de Administración, excepto del nuevo proyecto para la sede del BCE, de Estabilidad Financiera y de Vigilancia de Sistemas de Pagos.

El alemán Jörg Asmussen, anterior secretario de Estado de Finanzas del ministro Wolfgang Schaeuble, será responsable de Relaciones Europeas e Internacionales, representará al BCE en reuniones internacionales y del Eurogrupo y atenderá junto con el presidente o el vicepresidente las reuniones del Ecofin.

Asimismo Asmussen seguirá siendo responsable de Servicios Legales, del proyecto para la nueva sede del BCE y la representación permanente en Washington.

El francés Benoit Coeuré mantendrá la responsabilidad de Operaciones de Mercado, Pagos, así como de Infraestructura e Investigación de Mercado.

El luxemburgués Mersch será también responsable de Billetes, Sistemas de Información -esta última responsabilidad la había asumido Coeuré el año pasado-, Gestión de Riesgos, y la plataforma de pagos centralizada para valores TARGET2 Securities, que hasta ahora era responsabilidad del belga Peter Praet.

Praet seguirá siendo el economista jefe -responsable de Economía- y también el responsable de Recursos Humanos, Presupuesto y Organización y asume Estadísticas.