Ocho personas perdieron hoy la vida y otras dos resultaron heridas graves en Bratoszewicz (centro de Polonia), cuando un tren arrolló en un paso a nivel la furgoneta en la que viajaban.

En el automóvil iban diez personas que se dirigían a sus puestos de trabajo y según informaron los bomberos, el impacto entre ambos vehículos fue tan fuerte que la furgoneta quedó desplazada a 30 metros del lugar de la colisión.

Las condiciones climatológicas en la zona eran hoy buenas, por lo que las primeras hipótesis apuntan a que la causa del accidente pudo ser una distracción del conductor de la furgoneta.

Entre los viajeros del tren, un convoy de cercanías, no se registraron heridos de consideración.