El consumo de estimulantes como las metanfetaminas, anfetaminas y "éxtasis" en Centroamérica sobrepasa el promedio mundial, señaló un informe de Naciones Unidas divulgado el martes.

El consumo de estimulantes tipo anfetamínico, o ETA, es especialmente serio en El Salvador, donde los usan el 3,3% de la población, indicó el Reporte Mundial de Drogas 2012. En Belice la cifra es del 1,3%, en Costa Rica del 1,3% y en Panamá del 1,2%.

"Mientras que el uso y la incautación global de ETA se mantuvo bastante estable, el año 2010 se vio marcado por un aumento de la incautación de metanfetaminas que supuso más del doble de la cantidad incautada en 2008, debido en parte a incautaciones que aumentaron en Centroamérica y en el este y sureste de Asia", señaló el reporte emitido por la Oficina de Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (UNODC, por sus siglas en inglés).

Naciones Unidas calcula que estos tipos de estimulantes — el segundo tipo de droga que más se consume a nivel mundial después del canabis — son ingeridos por entre 14 y 52 millones de personas en todo el planeta.

El reporte también expresó "preocupación" por un aumento del consumo de drogas sintéticas como el "éxtasis" entre jóvenes de Argentina, Chile, Colombia y Uruguay.

Sin embargo, la media del consumo de cocaína en Sudamérica se redujo ligeramente y, al igual que el año pasado, el reporte destacó el marcado declive en cultivos de coca en Colombia y el aumento de éstos en Bolivia y Perú.

Se calcula que la media de muertes relacionadas con drogas en Sudamérica oscila entre los 12 y 31 fallecimientos por cada millón de personas entre los 15 y los 64 años, indicó el reporte, lo que supone una cifra menor que el promedio mundial.

En algunos países de Centroamérica y el Caribe "altas tasas de homicidios están, en parte, conectadas con el crimen organizado y conflictos relacionados con el flujo del tráfico de cocaína y de los mercados de cocaína", indicó el informe.

Yury Fedotov, director ejecutivo de la UNODC, dijo el martes a los periodistas en la sede de Naciones Unidas en Nueva York que su oficina planea aumentar su presencia y colaboración con México, un país que el informe menciona poco.

Thomas Pietschmann, investigador de la UNODC, destacó que menos cocaína sale de México para llegar a Estados Unidos, lo que ha supuesto una reducción de la droga en el país.

_________________

Claudia Torrens está en Twitter como www.twitter.com/ClaudiaTorrens