El gobierno griego dijo que su nuevo primer ministro no va a estar lo suficientemente recuperado para viajar a una crítica cumbre de la Unión Europea en Bruselas, tras operarse de un ojo.

Antonis Samaras se sometió a cirugía el sábado por desprendimiento de retina. El portavoz Simos Kedikoglou dijo el domingo que el médico que le trató le prohibió que volase.

Kedikoglou dijo que el recién nombrado canciller Dimitris Avramopoulos asistiría a la cumbre del 28 y 29 en lugar de Samaras.

El nuevo ministro de finanzas de Grecia, Vassilis Rapanos, fue hospitalizado también el viernes tras perder el conocimiento. Como su juramentación fue aplazada el titular saliente Giorgos Zanias aún retiene el título.

Zanias, que fue uno de los negociadores claves del acuerdo de rescate para Grecia, asistirá también a la cumbre, junto con dos viceministros.