La Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) confirmó como su vicepresidente para las Américas al saliente director de la Policía Nacional de Colombia, el general Óscar Naranjo, informaron hoy fuentes cercanas al organismo.

La continuidad de Naranjo en el cargo continental de la Interpol fue ratificada durante la X Conferencia Regional de la Asociación Internacional de Jefes de Policía (IACP, por su sigla en inglés), que se reúne en la ciudad colombiana de Medellín (noroeste).

La cita, que concluirá esta noche tras dos días de tareas a puerta cerrada, congrega a unos 146 funcionarios de fuerzas policiales de 27 países, mayoritariamente americanos, así como de varios organismos internacionales, entre ellos la Interpol.

Una fuente de la organización dijo a Efe vía telefónica que Naranjo seguirá como vicepresidente de la Interpol para las Américas a pesar de su próximo paso a retiro en la Policía colombiana.

Naranjo, con 36 años de trayectoria en la Policía de Colombia, renunció el pasado 19 de abril a la dirección del organismo de seguridad, cargo que ejerce desde hace cinco años.

El oficial pasará el mando el próximo día 12 al también general José Roberto León, el actual subdirector de la institución.

La permanencia de Naranjo en la Interpol la ratificó el presidente de este organismo, Khoo Boon Hui, quien asiste a la Conferencia Regional de la IACP junto a altos cargos de esta asociación.

La fuente recordó que el colombiano Naranjo fue designado como vicepresidente americano de la Interpol en la asamblea general de este organismo celebrada en Hanoi en noviembre de 2011.

Los vicepresidentes de la Interpol reciben un mandato de tres años, prorrogable por otros tres.

En la jornada, Khoo Boon Hui condecoró al general Naranjo con la medalla de la Oficina Central Nacional de la Interpol "Mayor Juan Carlos Guerrero".

Esta condecoración fue instituida el año pasado por la Dirección de Investigación Criminal (Dijin, de la Policía Nacional de Colombia) e Interpol.

El nombre de la medalla es el de un policía asesinado en 2006 por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que lo descubrieron como infiltrado en las filas del "Mono Jojoy" o "Jorge Briceño Suárez", alias de Víctor Julio Suárez Rojas, jefe militar de esta guerrilla muerto en un bombardeo militar en septiembre de 2008.

En la jornada, Naranjo traspasó a su próximo sucesor, León, la presidencia de la Comunidad de Policías de América (Ameripol), creada a finales de 2007 en Bogotá, ciudad que además es sede de su secretaría ejecutiva.

El general Naranjo fue designado para el cargo de la Ameripol en 2011 para un mandato que hasta 2013 será completado por León.

El ministro colombiano de Defensa, Juan Carlos Pinzón, participó en los actos finales de este encuentro regional, al que también asistieron delegaciones de la Comunidad Latinoamericana y del Caribe de Inteligencia Policial (Clacip) y de la Unión Europea (UE).

En apartados de una intervención ante la cita regional facilitados por su oficina de prensa, Pinzón dijo que "en la medida en la que haya más coordinación, habrá más efectividad contra el crimen".

"Los criminales no conocen fronteras y, por eso, es necesario que los Estados estén bien coordinados", afirmó el ministro colombiano.

Asimismo, Pinzón instó a los responsables policiales de la región a que desarrollen herramientas más efectivas contra el crimen trasnacional organizado, con una visión más globalizada de los esfuerzos.