El Parlamento Europeo (PE) ha instado hoy al Gobierno suizo a revocar la decisión "discriminatoria e ilegal" que ha tomado al imponer cuotas para los permisos de residencia de largo plazo para ciudadanos de ocho países europeos.

En una resolución aprobada con 486 votos a favor, 30 en contra y 27 abstenciones, la Eurocámara "lamenta profundamente" la restauración en Suiza de las cuotas que restringen la libre circulación de ciudadanos, en este caso procedentes de Polonia, Lituania, Letonia, Estonia, Eslovenia, Eslovaquia, la República Checa y Hungría.

La medida es "discriminatoria e ilegal", consideran los eurodiputados, ya que está dirigida contra ciudadanos europeos en función de su nacionalidad y no tiene ninguna base legal en virtud de los acuerdos existentes entre la UE y Suiza.

Los eurodiputados han expresado su preocupación por que el Gobierno suizo esté considerando imponer más medidas restrictivas y consideran que la UE y la Confederación Helvética deberían mejorar su cooperación para facilitar la libre circulación de personas.

El Parlamento Europeo ha pedido a la Comisión Europea que aborde este problema con urgencia con el Gobierno suizo.

Por otro lado, los eurodiputados reiteran su preocupación por el hecho de que Suiza se niegue a permitir que taxis alemanes y austríacos recojan a pasajeros en aeropuertos suizos y piden a la Comisión Europea a verificar si esta medida es compatible con el acuerdo firmado entre la UE y Suiza en 1999.