El hombre con el récord mundial Guinness de haber vivido más tiempo con una bala en la cabeza falleció en California a los 103 años.

William Lawlis Pace murió el lunes mientras dormía en una casa para ancianos en la ciudad de Turlock, 94 años y medio después de que su hermano mayor le disparó accidentalmente en 1917 con un fusil calibre 22 del padre de la familia, informó el periódico The Modesto Bee (http://bit.ly/JHXmXv ).

Pace se enteró en 2006 que había sido reconocido con el récord mundial en la categoría de recepción indeseada de munición en el cráneo.

Durante una fiesta para celebrar el cumpleaños de su padre el año pasado, su hijo declaró a un periódico que los médicos en Texas — donde Pace nació — le dejaron la bala en la cabeza porque temían que la operación pudiera causarle daño cerebral.

La lesión le afectó un ojo y nervios de la cara, pero no impidió que Pace trabajara como vigilante en un cementerio.

___

Información de The Modesto Bee, http://www.modbee.com