Los enfrentamientos en el centro del Cairo continúan hoy, por cuarto día consecutivo, entre manifestantes y las fuerzas de seguridad, en torno a la sede del Consejo de Ministros y del Parlamento, disturbios que han causado hasta el momento 11 muertos.

Según la televisión egipcia, el subsecretario de Sanidad, Adel Adaui, elevó a 11 el número de fallecidos desde el viernes pasado y señaló que ayer resultaron heridas 201 personas, sin precisar la cifra total de los últimos cuatro días que superaría el medio millar.

Una fuente de los cuerpos de seguridad dijo a Efe que las escaramuzas se registran hoy entre manifestantes y la Policía militar, a la que se han unido efectivos de los servicios de la Seguridad Central.

La fuente explicó que los participantes en la protesta lanzan piedras contra los agentes del orden, que no intervienen, en las calles Qasr al Aini y Sheij Rihan, cerca de la plaza Tahrir.

Sin embargo, un activista, Saad Zaglul, presente en el lugar, aseguró a Efe que la Policía militar y los miembros de la Seguridad Central atacan a los manifestantes con piedras y pelotas de goma.

Zaglul destacó que mucha gente se ha unido a la protesta tras ver ayer las fotografías y vídeos de la represión contra los manifestantes.

"Nosotros pedimos la marcha del Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas y la entrega del poder a los civiles", apuntó Zaglul.

Los choques, iniciados el pasado día 16, continuaron durante toda la pasada noche, en la que, según la fuente de los servicios de seguridad, los manifestantes consiguieron retener a tres miembros de la Seguridad Central a los que dieron una paliza y que más tarde fueron trasladados a un hospital para recibir tratamiento.