Durante los días de protesta, miles de campesinos han recorrido las calles de algunas ciudades de la región, han bloqueado vías de acceso, se ha registrado desabastecimiento de alimentos, medicinas y combustibles y los comercios y escuelas han permanecido cerrados. EFE