Costa Rica vive hoy una jornada de protestas protagonizada por taxistas y motociclistas que tomaron las calles en un movimiento de "tortuguismo" (tránsito lento) que causa problemas en el tránsito en San José y otros lugares del país.

Los taxistas decidieron salir a protestar, pues consideran que la Policía de Tránsito es permisiva con los transportistas ilegales, comúnmente llamados "piratas", mientras que los motociclistas protestan por el aumento del 43 % en el costo del seguro que deben pagar cada año por el derecho de circulación.

El portavoz de la Federación Nacional de Cooperativas de Taxi (Fenaco), Gilberth Ureña, afirmó a medios locales que la manifestación no es en contra del Gobierno, con quien habían negociado una ley para prohibir el transporte informal de pasajeros, sino en contra de los oficiales de tránsito que no regulan la "piratería".

Ureña aseguró que los policías no cumplen con su deber y no aplican la ley, que obliga a retirar las placas a los vehículos que se dediquen al transporte ilegal y a aplicar una multa de unos 570 dólares al conductor.

Por su parte, el director de la Policía de Tránsito, César Quirós, advirtió que no permitirán los bloqueos, aunque indicó que los oficiales evitarán las confrontaciones con los manifestantes.

El viceministro costarricense de Transportes, Rodrigo Rivera, apuntó que la apreciación de los taxistas es errónea, pues en lo que va del año se han aplicado más de 10.000 multas a transportistas informales.

Mientras tanto, los motociclistas afirman que el aumento en el costo del derecho de circulación para 2012, que se debe pagar antes de que finalice el año, es excesivo.

El Instituto Nacional de Seguros (INS) subió el costo del seguro obligatorio para las motocicletas debido, según la institución, al elevado número de accidentes de tránsito registrados este año.